Hace 10 días Tirso empezó con problemas respiratorios y tuvo que ser ingresado de urgencia. Tras muchas pruebas se le diagnosticó una trombosis pulmonar.
Muchos pucheros y guisos que más le gustaban le empezaron a abrir el apetito.
A tenido días mejores y días no tan buenos, pero no ha dejado de luchar para recuperarse y hoy, vuelve a su casa de acogida. Le han dado el alta de hospitalización y deberá seguir su tratamiento en casa con sus revisiones en el vete.

Ahora a seguir comiendo y a ver si en unos días vuelve a coger peso. ❤️

Ayúdanos a ayudarles, clica aquí.

Pin It on Pinterest