joel01

Este pequeñajo es Joel.

Si os fijáis en las fotos veréis que tiene una de las patas traseras un poco deformada, como si fuera de pato. Probablemente esta deformidad, que debe ser de nacimiento y que no le impide hacer la vida que hace cualquier cachorro, ha sido su salvación, puesto que con esta pata “no sirve” para cazar.

Joel es un pequeño alegre, que no duda en hacer todas las monerías que sabe cuando lo coges en brazos. Por la edad que tiene, se muestra tranquilo, aunque estamos seguros que en cuanto se sepa totalmente a salvo se convertirá en ese torbellino que son los galgos cachorros.

En cuanto terminemos su protocolo veterinario estará listo para ser adoptado por una familia que lo quiera por quien es y no por como es.

Pin It on Pinterest